Publicada en el BOE la reforma del mercado laboral

Publicada en el BOE la reforma del mercado laboral

 

El 30 de diciembre se ha publicado en el BOE el Real Decreto Ley 32/2021, de medidas urgentes para la reforma laboral, la garantía de la estabilidad en el empleo y la transformación del mercado de trabajo.

 

 

El RDL con la reforma laboral pactada con patronal y sindicatos está ya en vigor, dando un plazo de entre 3 y 6 meses para que las empresas puedan adaptarse a las medidas sobre contratación temporal.

Los principales puntos de la reforma son:

– Modelos de contratación

Para favorecer la reducción de la contratación temporal, la contratación siempre será indefinida menos por la sustitución de un trabajador o por circunstancias de la producción como el incremento ocasional e imprevisible, u oscilaciones de la actividad.

La duración de un contrato temporal no podrá ser superior a seis meses (ampliable como máximo a un año). En caso de contratos temporales para atender situaciones ocasionales, previsibles y que tengan una duración reducida y delimitada, la duración será de un máximo de 90 días al año, sin que puedan encadenar contratos.

El contrato fijo-discontinuo se concertará para trabajos de naturaleza estacional o vinculados a actividades productivas de temporada, así como para aquellos que no tengan esta naturaleza pero que, siendo de prestación intermitente, tengan períodos de ejecución ciertos, determinados o indeterminados.

Los contratos formativos tendrán un mínimo de tres meses y un máximo de dos años, pudiendo desarrollarse al amparo de un solo contrato de forma no continuada, a lo largo de varios períodos anuales coincidentes con los estudios.

– Negociación colectiva y prevalencia de convenios

La ultra actividad de un convenio se regula como indefinido, así que si no existe un nuevo acuerdo cuando se cumple la vigencia de un convenio, se seguirá aplicando.

También se establece que el convenio de empresa tendrá prioridad aplicativa (respecto al convenio sectorial estatal, autonómico o de ámbito inferior) en casos como el horario y la distribución del tiempo de trabajo, pero no en materia salarial, en la que prevalecerá el convenio sectorial.

En casos de subcontratación, el convenio colectivo sectorial será el de la actividad desarrollada, con independencia de su objeto social y forma jurídica, siempre que no exista otro convenio sectorial aplicable. Sin embargo, si la empresa contratista o subcontratista cuenta con un convenio propio, el convenio sectorial prevalecerá sobre el de empresa (o marcará el mínimo) en materia salarial.

Los contratos de formación presentarán dos modalidades: formación en alternancia y obtención de la práctica profesional.

– ERTOs

Los ERTO que se presenten por causas económicas, técnicas, organizativas y de producción (ETOP) tendrán más facilidades de tramitación y aplicación para las pymes, además de exoneraciones en las cotizaciones a la Seguridad Social del 20% (condicionadas a la realización acciones formativas).

Para los ERTO de fuerza mayor se incorpora como causa específica el impedimento o limitaciones a la actividad por decisiones de la autoridad gubernativa. En ese caso, las exoneraciones serán del 90%.

Se establece también un mecanismo estructural llamado «Mecanismo RED» por reducción de jornada o suspensión laboral que deberá ser activado por el Consejo de Ministros. Los trabajadores afectados recibirán una prestación equivalente al 70% de su base reguladora y acceso a formación, mientras que las empresas tendrán derecho a exoneraciones de cotización.

Puede consultar el texto íntegro del RDL en el siguiente enlace:

 

 

 

Compartir en:

Dejar comentario

*